Por - - 0 Comments

En esta columna hemos hablado mucho acerca del futuro del libro electrónico, los medios digitales y sus aplicaciones prácticas en la vida cotidiana. Sin embargo, poco hemos hablado de sus alcances en comunidades aisladas, sin posibilidades de acceder a un lector digital, una computadora personal o un smart phone con acceso a internet.

Es un hecho que en ciertas partes de la república mexicana, las bibliotecas escolares o de barrio siguen jugando un papel importante en la educación de los estudiantes pese a las limitaciones de su acervo físico. Por eso vale la pena destacar la importante labor que ha emprendido el CONACULTA para difundir y preservar la memoria histórica del país a través del proyecto Cerebros digitales, integrado por 3 de los más importantes acervos culturales de México: La Fonoteca Nacional, la Biblioteca Vasconcelos y la Cineteca Nacional

La Coordinación Nacional de Innovación del Conaculta, ha reunido un gran acervo digitalizado de libros electrónicos, música, archivos sonoros, libros, mapas y documentos multimedia que están albergados en los servidores de las 3 instituciones anteriormente citadas. A través de estos 3 enormes servidores, las bibliotecas de cualquier comunidad en la república podrán acceder a un impresionante acervo de consulta.

Adicionalmente, CONACULTA produjo un disco duro con más de tres mil libros digitalizados, que serán enviado a cuatro mil bibliotecas públicas. Además, se impulsará el acceso en línea con el proyecto Biblioteca digital, que iniciará operaciones en un par de meses y que contará con 200 títulos disponibles en un inicio, pero con el propósito de llegar a 11 mil títulos en el corto plazo.

El método para acceder a los libros digitales será similar al préstamo a domicilio tradicional que se hace en las bibliotecas. Mediante un sistema de registro previo, los usuarios podrán descargar a su computadora personal un libro digital del acervo por 7 días.Durante el tiempo del préstamo, el público usuario podrá consultar el contenido solicitado sin requerir una conexión a internet.

¿Te imaginas consultar desde tu casa algún libro fuera de edición, caro o escaso en librerías? ¿Ver una película de autor desde la comodidad de tu casa o disfrutar de uno de los magníficos radio teatros que se produjeron en la década de los 50 en tu Ipod? Bueno, pues esto esta cerca de ser una realidad gracias a la biblioteca digital y sus 3 cerebros digitales. ¡Bien por el CONACULTA!





Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.