Por - - 0 Comments

“Engañando” (Cheatin, 2013) el séptimo largometraje del famoso animador indie norteamericano Bill Plymton, con pura animación y sin diálogos Plymton narra en una hora y quince minutos una tormentosa e intensa relación entre dos seres enamorados a pesar de las circunstancias. Con máquinas teletransportadoras, metamorfosis de amantes, cuerpos extraños pero cargados de mucha sensualidad y un expresivo sonido esta película es un verdadero arte del dibujo.

Bolero Clip from Cheatin' from Bill Plympton on Vimeo.

La historia se centra en las etapas por las que pasan las relaciones de pareja desde el enamoramiento hasta la infidelidad, la falta de comunicación, el sufrimiento, el inevitable conflicto y el reencuentro, todo contado de una manera vertiginosa, mágica e hipnotizante. Narrado de manera circular, termina por donde comienza: en el mismo lugar y con los mismos elementos que desencadenan el encuentro.

photo-main



A pesar de que la historia no es muy original y peca de convencional (mujeres coquetas-hombres ingenuos), la manera de narrar una relación amorosa con tintes de ciencia ficción, humor negro con dibujos un tanto grotescos pero sexosos hace que sea una muy disfrutable cinta de animación, llena de momentos memorables: la lluvia de prendas blancas sobre Jake en un arranque de coqueteo arrasador, los cambios de rostro de las múltiples amantes de Jake mirándolo fijamente con los ojos verdes de Ella, la marabunta de jóvenes y viejos en carros eléctricos persiguiendo a Ella, en fin un remolino de imágenes expresivas.

images

Los personalidad de los personajes (Jake y Ella) son la base que sostiene la trama, una chica atractiva que tiene miedo a enamorarse y encierra su corazón, un galán tierno y enamoradizo así como otros personajes igual de atractivos: un hombre cornudo, violento y mal encarado, su mujer coqueta y zorra en extremo, un mago carismático y muchas, muchas mujeres seductoras.

Además de ellos la música es otro personaje principal que acompaña los gestos y movimientos de los dibujos, lleno de acordeones, sonidos melancólicos y juguetones con la voz de la cantante francesa Nicole Renaud.

El soundtrack es otro complemento indispensable. Lo trae la distribuidora Interior XIII.
Para saber más sobre Bill Plymton checa el siguiente video:

mail





Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.