Por - - 0 Comments

Los arquitectos de hoy en día piensan que es muy «cool» vivir en bodegas de concreto. Por fortuna, los artistas callejeros se han encargado de ponerle color a las grises construcciones a medio terminar de barrios como la bahía de Santa Monica, demostrando así que el Grafitti y el diseño urbano pueden coexistir pacíficamente.

En días recientes, los artistas Risk y Retna revelaron un masivo trabajo mural creado sobre una construcción con el objetivo de apotar a la organización civil Heal The Bay, grupo ambiental sin fines de lucro, dedicado a mantener limpias y saludables las aguas de la costa del Sur de California. El proyecto es el resultado de dos meses de trabajo de ambos artistas, quienes mantuvieron en secreto su colorido proyecto hasta su develación, hace apenas algunos días.

Sin lugar a dudas el color, y el arte hacen más agradable la vida y el paisaje urbano ¿no creen?





Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.