Por - - 0 Comments

Lo ví entrando al foro bar donde se haría la tocada. Ya tenía tiempo que no sabía de él, guitarrista y cantante en una banda de rock pop de considerable trayectoria. Un tiempo estuvo fuera de la jugada pero luego de su ausencia en los escenarios, ésta noche estaría de vuelta. Sin su banda, sólo él con su guitarra, muy a la Bob Dylan.

Me levanté de mi banco y caminé hacia el escenario aprovechando el tiempo en el que él colocaba su lira frente al micrófono. “No le va a importar si platicamos un poco” -pensé- “Somos cuates desde hace algunos años, estuve con él desde que tocaba en fiestas caseras”.

– ¿Y ahora qué pedo? – dije fuerte para llamar su atención- ¿hoy no tocan los otros músicos?

Su eterna sonrisa y cálido abrazo no se hicieron esperar. Luego respondió:

– Hoy no vienen carnal, sólo estaré yo.



– ¿No te da miedo? ¿Enfrentar al público sin una banda de apoyo?

– Claro que me da miedo, es una de las razones por las que decidí venir sólo. Quiero

estar para compartirme, de mostrar a otros y a mi que tan lejos puedo llegar con mi

guitarra y mi voz. Minimal Rock se llama el show.

El concepto de entrada me pareció interesante. El artista en su expresión más simple, si hay equivocaciones o aciertos toda es su absoluta responsabilidad. Así que por eso ha rechazado ciertas propuestas de trabajo en otras bandas como músico aompañante. Mi curiosidad de melómano me motivó a seguir la charla.

– ¿Por qué razón el cambio? Tu banda ya tiene cierto renombre en la ciudad, tu habilidad técnica en el instrumento es considerable. ¿Qué te hizo salir de tu zona de confort?

– Que estaba tan cómodo que empecé a volverme flojo. Repetir la fórmula llegó a ser aburrido. Mi nivel de reconocimiento ante el público no es el de un Billy Joel, la gente no está tan interesada en oírme cantar la misma rola una y otra vez. Tu bien sabes que me conocen por los años que llevo tocando pero no porque sea una leyenda del rock nacional. Mi música no es parte del inconsciente colectivo.

– ¿Te frustra el hecho de que no seas un artista célebre?

– No realmente, de hecho debo tomar esa situación a mi favor. Ya que quien me escucha no ubica mi música fácilmente, tengo más libertad para elegir mi repertorio y para hacer versiones distintas de canciones que llevo años haciendo. ¿Recuerdas Mirada Ausente que sonó en radio hace unos años? Esa rola hoy la voy a recitar.

-¿En serio? – inquirí de manera incrédula- ¡Tu rola más famosa y la vas a recitar en vez de cantarla como uno esperaría! ¿Por qué?

– ¿Por qué no? Prefiero dar una perspectiva distinta a una canción que aquel que quiera puede escuchar en el disco. Parte del mensaje que quiero transmitir en Minimal Rock es que existe más de una forma de contar una historia aunque se repitan los personajes.

– ¿Qué más habrá? Te pregunto a ver si me quedo a oír el show hasta el final jejeje.

– De entrada haré ciertos comentarios antes de las canciones, explicando un poco la historia detrás del tema. Aún en las rolas “te amo, me amas” quiero enfatizar que no necesariamente la letra habla de relaciones interpersonales. Hay una rola llamada Ella me altera que trata sobre estar intoxicado con cocaína. Hasta hoy lo confieso.

No pude evitar mostrar mi asombro ante mi amigo músico, menos imaginar que una letra aparentemente inocente hablara sobre drogas. El sin embargo no lo notó y continuó diciendo:

– Minimal Rock será sobre charlar con la gente a través de la música. Dejarles mi experiencia de vida de manera directa y si es posible mover sus emociones entonces mi trabajo está terminado.

Le extendí la mano como señal de suerte y para dejarlo terminar sus preparativos antes del show. Al tiempo le volví a preguntar:

– ¿Seguro qué no te da miedo?

– Bastante mano, pero si no enfrentamos nuestro miedo nos privaremos de saber más, de conocer gente y sobre todo de vivir.

Sonríe y volví a tomar asiento a espera de la función.

mail





Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.