Por - - 3 Comments

Sin duda “suena un timbre” -como dicen en inglés-cuando nos mencionan nombres de bandas o solistas como Ritmo Peligroso, Kenny y los Eléctricos, Sombrero Verde (quien después fuera Maná), El Tri, Vitorino, Alejandra Guzmán o Aleks Syntek.

Otros pocos habrán oído de Peace and Love o de Nahuatl. Es aún menos común que el nombre Ricardo Ochoa les diga algo, sobretodo a quienes vivimos nuestra adolescencia de los 90 y hoy día somos jóvenes adultos.

El mencionado Sr. Ochoa fue parte importante en la carrera profesional de los artistas arriba nombrados. Directamente fundador de Nahuatl, Peace and Love y Kenny y los eléctricos, productor del Tri y Sombrero Verde y una suerte de impulsor de Syntek y de la Guzmán.

Ochoa se inició en el rock desde los 60, al frente de Nahuatl fueron grupo de apoyo de Enrique Guzmán. Luego fue parte importante en el movimiento rockero mexicano de los 70 -tocó en Avándaro con Peace and Love-  .

Tuvo un razonable éxito comercial durante los 80 con Kenny y los eléctricos, en esa última banda participaron Alejandra Guzmán y Aleks Syntek haciendo sus pininos. Durante esa década coordinó con Juan Navarro la disquera independiente Comrock donde se dio apoyo a distintas bandas pioneras del Rock en Español en México.

Finalmente en los 90 tiene un proyecto Pop con la cantante actriz Cita llamado Cita y sus Muñecas rotas.

Sólo un par de ocasiones tuve oportunidad de convivir con Ochoa, me presentó con el mi amigo y gran baterista Victor Illarramendi quien entonces era parte de Eslabón.

Lo que noté de Ricardo y otro poco que escuche en anécdotas de Víctor me permiten hacerme una imagen de este músico que se puede resumir en tres palabras: Guerrillero del Rock.

En distintas maneras y recurriendo a diferentes lenguajes estéticos, Ochoa continúa jugando este incierto juego de la música original. Desde distintas trincheras: tocando, componiendo y produciendo.

Creo que algo que podemos tomarle de lección quienes aún tenemos un largo trecho que recorrer en el mundo de la música es el hacer lo que amamos sin esperar mayor retribución que la de hacer bien nuestro trabajo.

Actualmente Ricardo está por retomar el proyecto de Nahuatl, muchos de sus fans esperan con interés. Sin embargo, antes debe atenderse un problema de salud y su situación económica no es la ideal, por motivo de esto su amigo Victor Illarramendi inició una propuesta de cooperación entre amigos y colegas músicos para apoyarlo.

Si algún lector decide colaborar los datos de la cuenta son:

BBVA Bancomer
CLABE 012650028332867030





3 Comments to Ricardo Ochoa, trabajando sin esperar nada a cambio

  1. Chucho Romero

    Un gran musico que admiro desde los tiempos de Avandaro, gran guitarrista y compositor, tuve la oportunidad de conocerlo en persona alguna vez que fui al D.F. a grabar en el estudio de Federico Luna y senti la emoción de un fan al conocer a quien habia admirado desde mi adolescencia, y debo decir que me cayo muy bien, una persona muy sencilla, hasta me dio chance de tocar con su guitarra, una Paul Reed Smith recuerdo. y ahora despues de tanta musica suya vertida en nuestros oidos y corazones, es el momento de regresar un poco de lo mucho que nos ha dado, apoyemos a Ricardo!

  2. Jose Luis Maciel

    Tal vez estoy respondiendo muy tarde, que pena. Bueno, recuerdo a Ricardo Ochoa cuando era guitarrista de los originales Peace and Love, corria el ano 1967-1968 y mire al Peace and Love en una boda en Tijuana y me acuerdo que se aventaron LSD :Lucy in the Sky with Diamonds, por cierto muy bien ejecutada. Yo tenia una bandita de rock y apenas empeZabamos y pensabamos echarnos un palomazo pero al ver la calidad de Peace and Love nos arrepentimos. Ellos eran un grupo como de 5 musicos todos muy buenos, nosotros estabamos bien chamacos pero traiamos a un super musico con nosotros, quien era el que nos guiaba, nada menos que el frankie bareno, a quien ricardo conoce muy bien. Que epoca tan fabulosa la del Peace and Love en Tijuana en ese tiempo. Enhorabuena Ricardo, espero que estes mejor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *