Por - - 0 Comments

En el año 2005 BBC Four decidió rendirle tributo a la cultura del Reino Unido con Britannia, 20 documentales que se enfocaron en la evolución de la música y sus diversos géneros, pero también abordó otros aspectos como el cómic, los video juegos, la sátira e incluso la vida salvaje.

De los muchos fragmentos que conforman la colección extraemos Synth Britannia, un documental de 90 minutos que sirve para muchas cosas, entre ellas para confirmar la influencia de Kraftwerk en el synth pop de los 70 y 80 y el porque de su amargura al no tener el mismo éxito, pero también abre la perspectiva sobre la proyección del soundtrack de Naranja Mecánica, el impacto de la obra de J.G Ballard, sobre todo su novela Crash, y la forma en que los sintetizadores se volvieron más asequibles.

Aunque las bandas son importantes, la tecnología es el punto crucial de Synth Britannia, con objetos de precios inalcanzables hasta la construcción de aparatos siguiendo las instrucciones de revistas de componente electrónicos, con todo alcanzas la idea de que a esos músicos experimentales no les interesaba tanto lo que esas máquinas podían hacer, sino lo que podían hacer por su música y con eso en mente, aparentemente, es sobre una época de hambre inagotable para gente como Walter (Wendy después) Carlos, Kraftwerk, The Normal, The Human League, Giorgio Moroder, Cabaret Voltaire, OMD, Joy Division, Ultravox, Throbbing Gristle, Gary Numan, Depeche Mode, Soft Cell, Yazoo, Eurythmics, Ultravox, Pet Shop Boys y New Order.

Synth Britannia from COMPLEX on Vimeo.





Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.