Por - - 0 Comments

Toy Selectah es uno d elos productores y DJ´s que han logrado combinar de mejor forma la música regional con ritmos contemporáneos, logrando excelentes resultados.

Previo a su presentación en el acto de clausura del Festival internacional Siguiente Escena en la ciudad de Querétaro, Toy Selectah y el MC mexicano Serko Fu ofrecieron una ronda de preguntas y respuestas en donde hablaron del estado actual de la música mexicana y de cómo a través de la observación de las expresiones urbanas y la riqueza cultural de la música de barrio, los músicos pueden encontrar nuevas fórmulas musicales capaces de romper fronteras sociales y culturales.

DSC_0142

¿En qué proyectos se encuentran trabajando actualmente?

Actualmente estamos muy activos produciendo cosas, trazando caminos entre la música popular y muy felices de contar con la posibilidad de asistir a festivales públicos como Siguiente Escena de Querétaro en donde tenemos la oportunidad de tocar en plazas públicas. Con Serko Fu me he dado a la labor de buscar foros de arte local y de cultura, como este en el que hay otras manifestaciones más allá de la música y que le dan oportunidad a la gente de acercarse a otro tipo de propuesta que quizá jamás podría conocer de otra forma.

¿Qué características tiene el proyecto “Compass” que estás llevando a cabo con Camilo Lara del Instituto Mexicano del Sonido?

Yo creo que tiene que ver con el valor de la música popular y el baile como los grandes motores de la música de la calle que tarde o temprano terminan por dominar en la música comercial.

Yo descubrí la música siendo muy joven en Monterrey, descubrí que había un instrumento que unía varios mundos y ese instrumento era el acordeón. En mi caso personal, el instrumento siempre fue un vínculo entre los mundos de la música norteña y la cumbia colombiana, mis ganas de descontextualizar el sonido del acordeón ha sido una constante en todo lo que hago. Mi trabajo guarda muchas similitudes con el de Camilo Lara, que también es un gran “digger” musical que siempre está investigando en la escena tropical clásica de la Ciudad de México, ya que es el género dominante en la capital desde mediados del siglo pasado, así que para nosotros ha sido muy natural unir estos dos puentes, en un proyecto como el de “Compass”, que es nuestra forma de expresarnos y hacer música después de haber trabajado para tanta gente produciendo discos.

Con tu trabajo como productor de grupos como Los Ángeles Azules lograste romper ciertos paradigmas con la música que tradicionalmente se identifica como “música de pobres”…

Para nosotros ha sido muy importante presenciar fenómenos exitosos como el de Los Ángeles Azules. Se trata de grupos que han logrado traspasar fronteras comerciales, culturales y sociales. Yo tuve la oportunidad de intervenir el disco “Viernes cultural” que grabamos en Cuba, el segundo que produzco para ellos. Durante el proceso aprovechamos para rodar un pequeño documental que reflejara la conexión de la música tropical cubana con la música popular mexicana. Tal vez ese documental musical sea el último que se haya hecho previo a la apertura que se esta dando respecto a las relaciones entre Cuba y Norteamérica.

Considerando todas tus incursiones en la investigación de la música popular, ¿haz pensado hacer un proyecto como el de Red Bull Music Academy enfocado cien por ciento a México?

Estoy muy activo en la escena con muchas cosas, trabajando en conjunto con camilo lara en el proyecto. también me agrada mucho estar en contacto de venir a un festival público, un festival donde se junta la gente de la ciudad en una plaza pública para escuchar música.

Yo participo continuamente en la Red Bull Academy, a mi me toca mucho llevar la consigna de la academia alrededor del mundo, particularmente la visión de Red Bull Press Box en colonia, Alemania y que por los últimos 15 años se ha dedicado a recapitular la historia de la música contemporánea y que en estos momentos la música contemporánea es la música electrónica. Yo creo que siempre estamos en busca de esa gestión cultural.

En mi experiencia con el desarrollo de talentos propios, es esencial estar cerca de los lugares donde están sucediendo las dinámicas musicales nuevas dentro del género rock, en la música electrónica y la música tropical. Yo personalmente participo mucho dentro de universidades e instituciones culturales, ya sea representando a la Academia red bull o de manera independiente como una forma de mantenerme cerca de las distintas vanguardias musicales. Recuerdo mucho que cuando surgió el movimiento de 3 Ball Monterrey, el desarrollo de campamentos digitales con los jóvenes fue muy importante para darle voz a los jóvenes que estaban experimentando y creando nueva música.

DSC_0137

Anteriormente haz trabajado al lado del investigador académico Josh Kun, ¿Te has planteado la posibilidad de publicar un trabajo antropológico que resuma tus conocimientos en la música popular mexicana?

Yo siempre he dicho que de no haber sido músico y productor hubiera sido sociólogo o antropólogo. Es interesantísimo estar al tanto de lo que pasa en la música, en ese caso, esa experiencia con josh Kun fue muy importante. Yo creo que en la calle y en la dinámica musical de la gente está el caldo de cultivo. creo que el caso aplicado de esa dinámica popular fue el de 3 Ball Monterrey, que nació a partir de que un grupo de muchachos encontraron en una computadora instalada en la sala de la casa la oportunidad de experimentar y trazar los resultantes de entender la música autóctona contrapuesta con la música electrónica.

Aunque a veces el tiempo no lo permite, trato de estar muy cerca de la academia, actualmente soy consejero de la licenciatura de productos culturales en el Tec de monterrey. Para mi siempre es muy interesante darle seriedad a las cosas que uno encuentra en la calle y una forma de transmitirlo es acercarse a la escuela.

Finalmente, ¿cómo defines la escena actual del hip hop en México?

Vivimos definitivamente en una época marcada por el sampleo, por el copy paste d enuestra propia historia, pero si reflexionamos un poco, tal vez ese Copy Paste nos lo enseñaron a hacer desde la época de William Burroughs con sus cut up techniques o con el mismo hip hop. En ese sentido, por más que haga o no Hip Hop de manera purista, mi cabeza siempre trabaja con la fórmula del copy paste y siendo mexicano, particularmente de Monterrey, siempre he tenido muchos recursos musicales para cortar y pegar.

DSC_0056





Deja un comentario